Mexico: Cómo disfrutar de la naturaleza pura de Talhpan, en Veracruz

0
95

Naturaleza, adrenalina y belleza salvaje se reúnen en la Reserva Ecológica Talhpan, un paraíso de vegetación, cascadas, manantiales y rocas milenarias en este rincón místico, localizado a unos 18 kilómetros de la ciudad de Papantla, Veracruz, un lugar espectacular para vivir una experiencia alternativa.

En la comunidad El Remolino, vive esta zona de Conservación de Talhpan un punto que atrae a amantes de la aventura al aire libre y a curiosos conocedores de culturas locales, ya que esconde un valioso valor ceremonial de la cultura totonaca, el escenario perfecto para deleitarse con amigos, toda la familia o incluso tu pareja.

Se trata de un espacio predilecto para hacer disfrutar de actividades en bicicleta de montaña en caminos emocionantes, vuelo en parapente, rafting o descenso de río el balsa, kayak en el río “Remolino” o nado en manantiales.

foto: wikimedia.

Pero si eres una persona que goza de actividades más relajadas y eres amante de la biodiversidad, puedes intentar el senderismo con guías especializadas que te pueden mostrar aves endémicas y plantas medicinales en caminos de bosque para observar el entorno natural más verde de la región.

Debes saber que cuenta con un ambiente cálido de clima subhúmedo, donde es recomendable vestir ligero con zapatos cómodos e iniciar una caminata entre los follajes, escalar alguna de las abundantes rocas milenarias llenas de vegetación, ver árboles gigantes de más de 500 años y sumergirte el agua fresca de los arroyos y pequeñas cascadas de agua clara y cristalina que desembocan en el río Tecolutla.

Uno de los tesoros míticos imperdibles de la zona es la “Cueva Murciélagos”, un punto energético especial para hacerte una limpia, vivir una ceremonia de purificación y cargarse de buenas vibras con los mejores curanderos totonacas.

La plenitud de este oasis te llenará con cada paisaje ya que es catalogada por especialistas como una selva mediana subperennifolia que te hipnotizará con árboles que tejen laberintos entre sus increíbles raíces, así como sus caminos llenos obstáculos y divertidos retos.

Llegar es muy fácil si emprendes tu viaje por la carretera Poza Rica – Martínez de la Torre, Vía San Andrés Km. 38 en la comunidad de El Remolino, un recorrido que asegura unas de las mejores vistas que México esconde.

Artículo anteriorVisitar a Palenque, México, es una experiencia verdaderamente única
Artículo siguienteLos mejores 5 museos de la Ciudad de México